¿Te gustaría hacer posturas de yoga difíciles, pero no sabes por dónde empezar?

Si te aburres en tu práctica y quieres llevarla a un nivel más avanzado sin lesionarte, ¡este artículo es para ti!

Hoy vamos a salir de tu zona de confort, explorar tus límites para alcanzar nuevas metas.

Te presentaré lista de 5 posturas de yoga difíciles que a pesar de ser desafiantes no son imposibles para hacer.

Te dejaré instrucciones como hacer cada una de ellas para que triunfes en la esterilla.

 

 

5 Posturas De Yoga Difíciles Que Puedes Hacer


Si llevas tiempo practicando constantemente las posturas básicas del yoga, supongo que ya estás listx y muy inquietx para ampliar tus horizontes.

Ahora vamos a ver cuáles son las asanas avanzadas que puedes incorporar en tu rutina de yoga.

Aquí te presento la lista de 10 posturas de yoga difíciles que puedes probar a hacer:

 

1. Postura Del Cuervo (Kakasana)

Una de las primeras posturas de equilibrio sobre las manos que se aprende.

Fortalece los brazos, mejora el equilibrio, baja la ansiedad y ayuda en digestión.

que es la postura del cuervo

Pasos para hacer la postura:

  1. Haz una sentadilla baja con los pies separados a la altura de las caderas, los talones levantados y los codos en el interior de las rodillas.
  2. Empieza a inclinarte lentamente hacia adelante, colocando las manos en el suelo frente a ti, separadas al ancho de los hombros.
  3. Manteniendo la barbilla ligeramente hacia adelante, dobla los brazos para que formen un ángulo de 90 grados, empujando las manos hacia el suelo e inclinando las caderas hacia arriba. Tus pies empezarán a querer despegarse del suelo.
  4. Levanta lentamente un pie, manteniendo la elevación en las caderas.
  5. Una vez que estés estable con un pie levantado, comienza a levantar el otro.
  6. Juega con un pie y el otro.
  7. Mantén la mirada en el suelo frente a ti y mantén los codos doblados en 90 grados. Recuerda que las caderas van hacia el cielo.
  8. Mantén la posición durante cinco respiraciones y sal colocando los pies hacia abajo y volviendo a la sentadilla baja.

 

 

2. Postura De Los Pulgares (Padangusthasana)

Esta asana proviene de Bikram yoga, pero ha sido adoptada por otros estilos de yoga también.

Es genial para mejorar el equilibrio y la fuerza de abdominales y se puede utilizar para aliviar el dolor en las articulaciones, especialmente en las rodillas.

postura de los pulgares

Pasos para hacer la postura:

  1. Empieza de pie, poniendo el peso en la pierna derecha.
  2. Inhala mientras llevas la parte superior de tu pie izquierdo hacia tu cadera derecha. Toma varias respiraciones aquí para establecer el equilibrio.
  3. Exhala mientras doblas la rodilla derecha, anclando el pie izquierdo en el muslo derecho.
  4. Al inhalar llega a una posición en cuclillas, levanta el talón derecho para que esté sobre la punta del pie.
  5. Al exhalar permanece en la sentadilla, asegurándote de que el talón del pie derecho esté centrado debajo de tu cuerpo.
  6. Al inhalar puedes dejar que las yemas de los dedos lleguen al piso frente a ti si es necesario para mantener equilibrio.
  7. Si no, levanta una o ambas manos del suelo.
  8. Exhala y lleva ambas manos a una posición de anjali mudra.
  9. Intenta a mantener la postura durante 5 respiraciones profundas.
  10. Al acabarlas, deshaz de la postura con un movimiento lento y controlado.
  11. Sacude ambas piernas antes de repetir esto en el otro lado.

 

 

 

3. Postura De La Plancha Lateral (Vasisthasana)

La plancha lateral requiere fuerza, flexibilidad y equilibrio mientras fortalece los glúteos, los abdominales y mejora el equilibrio.

plancha lateral

Pasos para hacer la postura:

  1. Acuéstate sobre tu lado derecho con las piernas estiradas y los pies apoyados uno encima del otro.
  2. Levanta las caderas de la esterilla con la palma de la mano de apoyo directamente debajo de la parte inferior del hombro.
  3. El brazo izquierdo está apuntado hacia el cielo.
  4. Intenta a levantar la pierna izquierda hacia el techo.
  5. Mantén esta asana para por lo menos 5 respiraciones.
  6. Repite la postura con otro lado.

 

 

4. Postura de la luciérnaga (Tittibhasana)

Esta postura estira la parte interna de la ingle y la parte posterior del torso, fortaleciendo los brazos y las muñecas mientras tonifica el abdomen.

Postura de la luciérnaga

Pasos para hacer la postura:

  1. Empezamos de pie con una flexión hacia adelante, con los dedos de los pies apuntando ligeramente hacia afuera y las rodillas ligeramente dobladas.
  2. Pasa la mano derecha por las piernas para sujetar la pantorrilla derecha, colocando el hombro derecho detrás de la rodilla derecha.
  3. Coloca la mano derecha en el suelo detrás del talón con los dedos hacia adelante.
  4. Repite lo mismo con el lado izquierdo.
  5. Al inclinar el pecho hacia adelante, baja con cuidado las piernas sobre los brazos.
  6. Inhala, levanta los pies de la esterilla y estira las piernas.
  7. Tus pies pueden estar en punta o flexionados.
  8. Mantén la postura durante 5 respiraciones.

 

 

5. Postura Del Bailarín (Natarajasana)

Esta postura estira el pecho y los hombros mientras fortalece los músculos centrales y de la espalda. Al mismo tiempo, mejora tu postura y contrarresta los efectos de estar sentado en un escritorio todo el día.

postura del bailarin

Pasos para hacer la postura:

  1. Empezamos de pie en Tadasana.
  2. Presiona hacia abajo con la pierna izquierda, esto sería tu pierna de apoyo. Dobla la rodilla derecha de modo que la mano derecha alcance el pie derecho. Mantén la rótula derecha apuntando hacia el suelo.
  3. Agarra la parte exterior del pie si puedes y si no déjale en el aire cuanto más arriba posible.
  4. Cuanto más activa está la pierna derecha, más fácil le resultará mantener el equilibrio.
  5. Extiende tu brazo izquierdo hacia adelante y hacia arriba, alcanzando el cielo.
  6. Aguanta por lo menos 5 respiraciones.
  7. Suelta lentamente el pie derecho y vuelve a colocarlo en el suelo.
  8. Toma varias respiraciones profundas antes de repetir en el otro lado.

 

 

 

¿Qué Postura De Yoga Difícil Te Resulta Fácil?


En este artículo te presenté 5 posturas de yoga difíciles que puedes probar a incluir en tu práctica ya.

Vimos juntxs cómo se hacen paso a paso sin forzarte.

Entiendo, que cada uno tiene fisiología diferente, uno siendo más flexible o más fuerte que otro.

¡Pero no te preocupes!

Todo se gana con el trabajo duro y regular.

Cuanto más posturas difíciles haces, más fáciles te van a aparecer en el futuro.

Así que ¡atrévete y disfruta!

 

 

 

 

 

 

¡Gracias por leer! 🙏

¡Espero que hayas disfrutado leyendo esta guía y que te hayas animado a practicar yoga!

 

Compartir es vivir ❤️

Si este artículo te sirvió de ayuda, no dudes en compartirlo en las redes sociales.

 

Namasté